Y que viva el novio!

fotos-de-novios-de-boda-unicasEn este mundo que intenta romper con lo viejo y reinventarse a cada minuto, hay tradiciones (unos dirían que machistas) que aún se resisten a morir, ellas abundan en el mundo de las nupcias, donde aún hoy en plena revolución femenina se sigue conociendo como el día de la novia. Un día especial donde la única protagonista es la mujer y el novio queda casi como adorno del fondo. Pero como todo, esta tradición también empieza a cambiar.

Poco a poco comienza a quedar atrás la idea de que la boda es en exclusiva el sueño de una novia y que el novio mientras menos participe mejor, que solo diga “si acepto”, ponga el anillo y se vea bien en las fotos, porque de hecho muchas tienen la boda planeada aunque no tengan el novio aún. Pero cada vez más escuchamos de ceremonias de bodas donde, aunque la novia sigue siendo la protagonista indiscutida, el novio también existe y participa más que como relleno de fotos.

Es más normal ver bodas donde si se celebra la pareja como tal, que rompen un poco el molde dando protagonismos a ambos cónyuges e incluso el novio cuenta con un pastel propio a su gusto o se tiene un pastel adornado a mitades con la temática que cada uno escoja. Cada vez más vemos como las bodas dejan de ser una celebración al sueño abstracto que una novia creó sin importarle quien se pusiese al otro lado del altar para convertirse en la expresión del amor de una pareja y la celebración de su unión.